Ruta geológica por Montgat: minerales paleozoicos

Este pueblo del Maresme ofrece una ruta geológica con mucho valor histórico

Imagen de Msoengas en Wikipedia.

Montgat es la localidad más meridional de la comarca del Maresme, situada entre Badalona y El Masnou. Se encuentra a tan solo a 10 km de distancia del núcleo urbano de Barcelona, por lo que es de fácil acceso tanto en coche como en tren.

Para nuestra ruta, recomendamos aparcar o bajar del tren en la estación de Montgat Nord. Aquí, ya encontramos un lugar histórico: el túnel de tren situado entre Montgat y Montgat Nord, por donde pasó el primer ferrocarril peninsular de España. El recorrido, inaugurado el día 28 de octubre de 1848 de Barcelona a Mataró, se sigue realizando actualmente.

Turó del Mar

Desde la estación, en unos 10 minutos andando llegamos al Turó del Mar. Es un cerro de 56,8 metros con un templete-mirador en la cumbre. El estado de conservación del monumento es muy deficiente, pero se puede ver que había sido recubierto por baldosas de colores decoradas con motivos geométricos de estilo árabe.

Además de unas magníficas vistas, desde el Turó del Mar se pueden observar varios tipos de plantas y suelo natural recubierto de césped.

Vistas desde el Turó del Mar, en Montgat / Imagen propia

Pla de la Concòrdia

Si seguimos subiendo dirección Tiana, llegamos al Pla de la Concòrdia. En esta parada nos situamos ante un afloramiento del Oligoceno Superior. Está formado principalmente por arcillas y areniscas, aunque podemos encontrar conglomerados. Son básicamente sedimentos carbonáticos provenientes del desmantelamiento de los depósitos jurásicos.

En la parte superior se encuentran unos niveles arcillosos donde se han encontrado los restos de micromamíferos que han permitido datar estos sedimentos.

Turó del Sastre

Seguimos la ruta geológica por Montgat en el Turó del Sastre. En esta zona, ahora convertida en mirador, podemos ver el contacto entre el Paleozoico y el Triásico. Los materiales paleozoicos están formados por esquistos y calcáreas, mientras que los material triásicos se corresponden a las facies germánicas del Bundsandstein, del triásico inferior, formados por greses y conglomerados y con su característico color rojizo causado por el alto contenido en óxidos de hierro.

Otros lugares de interés

Además de la ruta geológica, en Montgat podemos encontrar otros restos históricos. Uno de ellos es la Torre de Ca l’Alzina, una antigua torre de defensa que formaba parte de la masía de Can l’Alzina (siglo XIV), la cual fue derrocada en 1987. Fue declarada bien de interés cultural nacional, aunque solo abre sus puertas al público en festivos especiales como el 11 de septiembre.

Os recomendamos también dar un paseo por la zona del Casco Antiguo, un antiguo barrio de pescadores con mucho encanto.

La principal edificación del Casco Antiguo es la Iglesia Parroquial de San Juan, que fue iniciada en 1816, pero las obras restaron muchos años interrumpidas y no se terminaron hasta el 1857. El campanario sigue funcionando y podemos escuchar las campanas cada cuarto de hora.

En este barrio se encuentra también la única subasta tradicional que queda en todo el litoral catalán. De lunes a viernes a partir de las 13h, vecinos y curiosos se acercan para comprar pescado fresco y de calidad.

Dónde comer

Seguro que después de tanta visita se os abrirá un hueco en el estómago, así que os dejamos un listado con los mejores restaurantes de la zona:

¿Tenéis más sugerencias sobre sitios de interés en Montgat? No dudéis en dejárnoslas en los comentarios.

No os perdáis el nuevo post sobre el Museo Curie, en París.

Referencias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *